Deuda Externa: El gobierno propuso a los acreedores 3 años de gracia


Desde la Quinta de Olivos el presidente Alberto Fernández junto con la vicepresidenta Cristina Kirchner, Sergio Massa, la mayoría de los gobernadores y el jefe de gobierno Porteño hizo la presentación formal de la propuesta de canje de deuda a los deudores internacionales en dólares. El presidente expresó que esta vez "la argentina honrará de palabra sus compromisos" 

La propuesta incluye tres años de gracia para el país ademas de una reducción de 37mil millones de doláres de intereses con un 62% de quita y una quita de 3.600 millones de dólares. De esta manera lo informó el ministro de Economía, Martín Guzmán que habló en la conferencia de prensa junto al presidente. 

El ministro de Economía, Martín Guzman expresó que "lo que argentina propone es algo que es consistente con lo que consideramos que es un marco sostenible y lo que el FMI considera que es sostenible" y agregó que, en contra de lo que proponen los acreedores con el ajuste fiscal, esto solo "destruiría las oportunidades de millones de personas en el país, es algo que nosotros no vamos a permitir".

Además indicó que "hay un limite a donde se puede ir y es la oferta que argentina estará presentando el día de mañana". "Proponemos cambiar la estructura de bonos y la estructura de deuda por otra que implique un periodo de gracia de tres años empezando a pagar recién en el año 2023", agregó.

El presidente tomó la palabra para cerrar la exposición de Guzman y expresó que con la negociación con los acreedores "nos propusimos ser serios. No aprovechar ni siquiera la coyuntura del coronavirus para no resolver este problema" y que "con la misma buena fe con la que encaramos este debate con los acreedores lo seguimos llevando adelante y proponemos una solución".

"Nos propusimos con todo el gobierno un sendero que era pedirle al FMI que viera lo que pasaba en argentina y que auditara la realidad de la economía", sostuvo Fernández y explicó que una deuda sostenible "para nosotros es una deuda que no postergue a la argentina".

Además expresó que "tal vez esta sea la oportunidad para empezar a construir otro país. Es tan enorme la crisis donde nos vemos sometidos que tenemos la oportunidad de barajar y dar de vuelta y empezar a hacer las cosas de otro modo". Para Fernández, "tanta desigualdad en argentina irrita y lastima los sentimientos de solidaridad" e indicó que es necesario "construir un país que contenga a todos y un país solidario para todos"

Compartir:

Ir hacia arriba